Uno, dos, tres: creando

No hay soluciones mágicas, ni quizá inmediatas.

 Las contradicciones tienen el riesgo de abrir más las heridas,

 pero también son la oportunidad inmejorable de resolver conflictos

 y avanzar en construir una patria justa.

 Esa es mi apuesta y no quiero guardar mis pocos y pequeños talentos.”

German Martínez Casares

Alguna vez escuché que todos, absolutamente todos tenemos algún poder, algún talento y es nuestra responsabilidad descubrirlo y desarrollarlo. En un par de días tendremos la jornada electoral tal vez más complicada de la historia moderna de nuestro país, se decidirá a nivel federal un nuevo presidente de la república, 128 senadores y 500 diputados, además de 3400 cargos a nivel local (Fuente INE).  2018 será un año decisivo para todos los mexicanos, el curso social, político y económico del país está en juego.

Se percibe en el termómetro social de la ciudadanía un enojo y un encabronamiento generalizado por el desempeño de la clase política del país, pero más allá de todo esto, se percibe una polarización y muchas dudas sobre nuestro futuro. Violencia, corrupción y una economía débil es la constante en casi todos los extractos de la población ¿cómo combatir y contrarrestar todo esto? Es una pregunta difícil de contestar, llegué quien llegué a la presidencia no sólo es su tarea, sino nuestra, de todos. Es cierto, no hay soluciones rápidas, inmediatas y mágicas, pero es nuestra tarea como mexicanos encontrar nuestros poderes y utilizarlos para mejorar nuestra realidad, mejorar nuestro país.

Hoy más que nunca es de vital importancia la creación, el crear nos da la pauta de elegir, alguien que elige está en movimiento y sólo los que están en movimiento puede cambiar las cosas. Los talentos, los poderes que cada uno tiene debe ser utilizados en este momento: escribir un poema, cantar una canción, fotografía el paisaje que la naturaleza nos regala, pintar el rostro de la chica linda que nos gusta, tener una banda y compartir la música con los demás, eso y todo lo que podamos crear nos ayudará a entender la complejidad del mundo, del mío, del tuyo, del otro, ese otro que te encuentras en el trasporte público, ese otro que te cruzas todos los días y ninguno se ve a los ojos.

Al igual la de German Martínez, esta también es mi apuesta: “no quiero guardar mis pocos y pequeños talentos”, no, no los guardemos, es el momento de encontrarlos y desarrollarlos, al final del día ¿qué podría pasar? No sé, tal vez, tal vez cambiar por fin las cosas.

Charles Gnomosky

Comments

comments

Charles Gnomosky

Comunicador de formación y comunicante de profesión. Bajista de Día de Furia

También te podría gustar...

A %d blogueros les gusta esto: