EL QUINTO INTEGRANTE DE PINK FLOYD QUE NO CONOCÍAS

Durante el año 1971, Pink Floyd, la legendaria banda que llegó a revolucionar la historia del rock n’ roll, incluyó a un quinto integrante -no oficial- entre una más de sus peculiaridades.

Se trata de el perro SEAMUS quien fuera propiedad del cantautor Steve Marriott, gran amigo de David Gilmour. Este canino llamó la atención de Gilmour cuando notaron que al tener alguna canción de fondo, este ladrada al ritmo de la música, así que no perdieron la oportunidad de intentar grabar junto a él, la canción que hace honor a su nombre “Seamus”, qué es el track #5 del albúm “Meddle”.

Si nunca habías puesto atención a esta canción, en el minuto 1 se escucha a un integrante de la banda mencionar la frase “Here is the real dog” al terminar los aullidos de Seamus acompañando el ritmo de la armónica.

Para la grabación del concierto “Live At Pompeii” se tenía planeada la exclusiva participación de este perro, y aunque no pudo estar disponible encontraron un buen sustituto en otra canina de nombre NOBS quién también realizaría una bella interpretación del tema.

Comments

comments

A %d blogueros les gusta esto: